miércoles, 11 de noviembre de 2009

LODEN

Cuando yo tenía catorce años, mi abuela me trajo de un viaje a Austria un loden. Es un abrigo típico de allá, supongo que de viejos, impermeable, liviano y abrigado. Éste era verde, con unas trencitas como único detalle, con hombreras Leonardo Simmons y bastante grande. Crecí, pero nunca me volví la versión adulta de Louisa Von Trapp. Cuando me avivé de que podía sacarle las hombreras, me quedó más grande aún. Y ahora que SOY FLACA, nunca fui gorda y hace más de dos años que soy dos talles menos así que SOS FLACA, PEREZ, es tiempo de que te hagas cargo de una buena vez y dejes de beber a la par de los muchachos... ahora, decía, el loden verde me sobra por todos lados.

Intenté sin éxito hacerlo arreglar, pero no encontré sastre que se le anime. Así que el loden sigue ahí, en el ropero, listo para salvarme del peor día de frío, pero condenado a que jamás me voy a sentir sexy en las profundidades de sus sisas.

Ayer me compré otro loden.

En un negocio de segunda mano cerca de Hermannplatz, encontré un loden bordó de mi talle entre otros varios verdes, grises, azules y marrones, algunos muy grandes, otros muy feos. Éste está impecable. Con todos sus botones-modenas, pero más pequeños que el de mi viejo loden, más cantidad, más delicados y no todos a la misma distancia. En el canesú tiene trencitas y en los costados, morley. Nunca había visto uno con tantos chiches. Me costó 20 EUR.

El Jose no entiende este sentimiento del loden. La frustación de querer usar ese abrigo y sentirme emponchada en él, y el sentimiento de revancha histórica que me embarga desde ayer que tengo mi loden, el loden que la vida me tenía reservado.

También me compré una gorra parecida a la del Jose, que siempre la envidié, y una camisa rosa con estampado de hojitas marrones, pero me arrepentí porque es muy recta. Se la mostré a Claudia y me dijo que la podría arreglar si tuviera tiempo. Sé que no lo tiene, porque está todo el día trabajando en la casa, pero ojalá le pique el bichito de la confección. Por lo pronto me dijo, medio en chiste, medio en serio, que el diseño le gustaba como para escanearlo.

No conforme con todo esto, hoy me compré un pulóver de H&M que vengo mirando desde París. Cuántas cosas nuevas. Y qué necesario. Hace un mes que tengo puestas las mismas cosas, las que venía usando todo el invierno en Buenos Aires. Llega un momento en que tu pulóver preferido se transforma sin aviso en un trapo que odiás. Todo esto es una novedad, una primicia de mi subjetividad relatada en tiempo real. Hasta esta semana sólo me habían tentado accesorios. Soy muy barata. Otras piden tapados de visón o un bulín, yo con unos aros estoy contenta.

Con el loden verde que está en casa, ¿qué hago? ¿Alguna lectora talle L interesada? ¿Algún lector lo suficientemente macho como para probárselo? Miren que es unisex. Estudio propuestas. No quiero ser quien se interponga entre el loden verde y su destino.

17 comentarios:

Nelson dijo...

A mi no me va a ir porque estoy con sobrepeso. Yo te diría que lo guardes Perez. Quizás en algún momento la vida te vuelva a amoldar a él.

Nelson dijo...

Del loden verde digo.

Anónimo dijo...

cuando vuelvas fijate aca en bs.as. que en ciertos negocios de loden te lo toman en consignacion.
hay reventa de loden usados ya que la tela es buena y bien conservada dura muchos anios.

Anónimo dijo...

http://www.lodenhaus.com.ar/consignacion.php

De nada
(un ex/ort yatay)

Nuri dijo...

Será posible que estoy en alemania hace casi tres años y no sé lo que es un loden? Peinlich! Eso sí, entiendo tu sentimiento de "revancha histórica". Yo estoy buscando una remera marrón para reproducir una que tenía a los dos años–le escaneé el dibujo. Hablando de lo cual, dejála a Claudia que escanee tu camisa... el fondo de mi blog también es una tela escaneada.

Marie dijo...

perez, sos flaca
me hiciste acordar a un compañero de la fac, obsesión x el loden tennía

perez dijo...

Nelson: Anoche me bajé medio tarro de nutella, así que puede ser.

Ex Ort Yatay: Vi ayer esa página haciendo research para este post (o qué se creen? éste es un blog serio), pero me da no sé qué desprenderme de él tan anónimamente.

Nuri: A ver...

Marie: ¿No sería Conrado Geiger?

la secretaria dijo...

perezita, disculpame la ignoranza, tuve que guglear LODEN y es un infierno lo que encontré, de lodenhouse me conmovió el modelito "GABI"

Malhumoretti y Neptuno dijo...

sabrán disculpar mi ignorancia también, me metí en lodenhaus.com y descubrí con gran alegría que un modelo se llama Irmi.

Anónimo dijo...

Irmi JAMAS podria tener un Loden, le parece una "picardia" gastar tanto en un "tapado".

Acidez Sarcástica dijo...

No sé si me entraría, pero por el color vale la pena intentarlo. Se puede tranquilamente sumar a mi parte del placar Verde, que es como el 80%.

Besos

ana dijo...

mariiiiiiiiiiii
te extraño!
vi a tu abuela en el congreso en la fiesta aniversario de noticias, clavandose un sandguichito de salmón y -no quiero mentir, pero creo- un vinito. me encanta como se hace la que se acuerda de mi!!!!!
y me acordé de vos
y me acordé de que todavia estás en berlín
y me acordé de mis 2 chocolates! no te olvides eh! jose, no te olvides que de ahí te sale un post y porqué no una nota!
besos x 2

Marie dijo...

no, no era CG, es de una generación anterior a mi paso por la fadu CG

ana dijo...

luli b. es real mari! es la productora de moda de la revista oh lala. o por qué creés que tiene ropa divina, carteras jackie smith de mil pesos, las botitas rosas de hunter que salen como 500?
no odies: es el destino de las productoras de moda que reciben ropa gratis, o casi gratis.
si te consuela, el nuestro es libros gratis
bacci.

perez dijo...

Secre: Muy seriote el Gabi (dice la Irmi en mí).

MyN: Es Pi Shei Irmi (?).

Anónimo: Tal cual.

Marie: Es cierto. Después de invitarlo a Conrado a leer este post, hice cuentas de cuántos años tenía cuando lo conocí y cuántos años tiene Ud. y me di cuenta. Pero no pensé que pudiera haber dos arquitectos obsesionados con el loden.

Acidez Sarcástica: Ah, no, si no lo vas a usar, no.

Ana: Qué manera de mandar al frente a mi pobre baba. Tranquila que no nos olvidamos de tus golosinas. Ahora decime, si a Luli B. le toca ropa gratis y a vos libros gratis, ¿a mí qué me toca? ¿Habeas corpus gratis para mí y toda mi familia? Me cobraron la visita guiada a la cárcel de la Stassi, ¿a vos te parece?

la secretaria dijo...

yo estoy a tres grados de separación de conrado y ahora con ustedes en el medio, soy casi íntima amiga, ay que EMOCIÓN, gracias LODEN

melquíades dijo...

Lleváselo al sastre que está en Laprida entre Paraguay y Mansilla, que salvó un abrigo que me quedaba enorme del triste destino de la donación.